La sustitución del césped del campo de fútbol pendiente del pleno de este viernes

Galapagar organiza un taller de cocina en pareja de la mano del televisivo chef Sergio Fernández
24 abril, 2018
Galapagar contará con su primera Casa de Niños
25 abril, 2018

1.500 deportistas galapagueños pendientes del próximo pleno ordinario en el que el gobierno municipal propone dar de alta una partida de 300.000 euros para llevar a cabo esta actuación, ante la urgencia por el pésimo estado del campo

24/04/18:El fútbol es el deporte mayoritario entre los vecinos de Galapagar y por ello, la renovación del césped artificial del campo de fútbol 11 es una prioridad para la Concejalía de Deportes. Sin embargo, esta actuación pende de un hilo ya que inicialmente se iba a realizar con cargo al Plan de Inversión Regional de la Comunidad de Madrid, pero ante la necesidad de hacerlo de inmediato, el gobierno de Daniel Pérez Muñoz ha decidido tomar la iniciativa e invertir directamente los 300.000 euros, y así no hacer esperar a los más de 1.000 deportistas que semanalmente hacen uso de las instalaciones municipales. Esa es, precisamente, una de las propuestas que lleva el equipo de gobierno al pleno ordinario del próximo viernes, donde se pretende realizar una transferencia de créditos entre partidas municipales para poder realizar la inversión necesaria.

Una enmienda de Cambiemos Galapagar podría impedir la remodelación del campo de fútbol

Lamentablemente, parece que esta urgencia y necesidad no es compartida por todos los grupos políticos, ya que Cambiemos Galapagar ha presentado una enmienda por la que propone reducir un tercio el presupuesto para esta actuación, algo que es totalmente inviable ya que hablamos de la sustitución del césped, el arreglo de la planimetría del campo y la instalación de riego perimetral, todas ellas actuaciones necesarias para lograr unas instalaciones mejoradas y aptas para el buen desarrollo del juego y que, según valoración de los técnicos que han elaborado el proyecto, se ha estimado en 300.000 euros.

En riesgo de perder las sedes federativas

Esta actuación es importante hasta el punto de supeditarse la continuidad de las sedes federativas que actualmente alberga Galapagar, ya que la situación actual del campo de fútbol no reúne actualmente las condiciones mínimas requeridas para garantizar la seguridad de los deportistas. De no mantener estas sedes federativas, un total de 10 equipos se verían obligados a trasladarse cada fin de semana a otros municipios de la región.

Otros asuntos importantes: las goteras del Centro Cultural y asfaltado en Parquelagos

Sin duda, el pleno del próximo viernes se presenta interesante y beneficioso para los vecinos galapagueños, ya que incluye dos importantes modificaciones presupuestarias. Tal y como recuerda el regidor, Daniel Pérez Muñoz, “en Galapagar hemos hecho bien las cuentas y por eso hemos tenido un remanente positivo de más de 500.000 euros, que ahora podemos destinar a mejoras en el municipio, sin endeudar las arcas públicas”.

Estas mejoras llegarán en primer lugar para el Centro Cultural La Pocilla, que podrá despedirse por fin de las incómodas goteras, fruto de un histórico problema estructural del centro y que ocasiona numerosas molestias en el desarrollo diario de las diferentes actividades culturales. En concreto se prevé para ello destinar una partida de 220.000 euros que permitirá la reposición y cambio de la cubierta del centro.

Por otra parte, los vecinos de Parquelagos también se verán beneficiados con esta modificación presupuestaria, ya que se ha previsto destinar 307.000 euros en el asfaltado de algunas de sus calles, respondiendo así a la demanda de los propios vecinos de esta urbanización.

Del mismo modo, el gobierno municipal también llevará a pleno el pago de 117.000 euros de las obras de la Casa del Mayor, un importe que no incrementa la inversión inicial de las obras, sino que era un pago previsto para el año 2017 y, ante el retraso de las obras, se debe hacer con cargo a este año 2018.

Finalmente, entre otros asuntos se prevé la actualización de las tasas del cementerio municipal, congeladas desde 2011 y que, por contrato, requerían su renovación.